uQ4pvFRj5MnpUlVky_8UvynT5ArXlXyrYAEhQFiL_5U=_plaintext_638332131581049202

El pequeño Tequila se cruzó en el camino de una de nuestras voluntarias que desarrolla el Protocolo CER cuando estaba precisamente en una colonia feral. Con un futuro bastante incierto y peligroso en una zona con mucho tráfico de coches, nuestra compañera decidió rescatarlo. Ahora ha llegado su turno de pasar a tener una familia estable.

Tequila es dulce, tranquilo, pero también le gusta correr y saltar.

Te animas a adoptarlo?:

Scroll al inicio